Archive | Shameless US RSS feed for this section

Las distancias de Shameless

29 Mar

Creo que no es la primera vez que digo por aquí que las dos primeras temporadas de la Shameless original son grandísimas, sin duda de lo mejor que ha dado la televisión británica. Por eso no entiendo la decisión que ha tomado su contrapartida estadounidense de fundirlas y convertirla en una sola.

Y no lo entiendo por un motivo en concreto. Resumir veintipico episodios en doce te quita libertad para desarrollar tus propias tramas y tus propios personajes, lo que te resta el elemento de distanciamiento tan necesario en este tipo de remakes. Y tirando un poco más de la manta, si tienes un buen material de base, ¿por qué no aprovecharlo todo lo que puedas y extenderlo durante las dos temporadas que dura de verdad, y así te aseguras una continuidad entre ellas más suave?

Pero bueno, a pesar de eso, Shameless US acabó alejándose argumentalmente todo lo que pudo de la serie de Channel 4, aunque no fuera mucho. Ethel (la niña de cogida de Kev y Verónica) junto con ciertas características de los personajes eran los ejemplos más claros hasta que llegamos al season finale, y esa resolución un tanto sorprendente si sabes como termina la segunda temporada de la versión inglesa. Pero claro, aquí no tenían que lidiar con el hecho de que la actriz que hacía de Fiona dejara la serie. Estoy seguro de que el año que viene, gracias a ese final, la cosa cambiará muchísimo y Shameless US dejará de inspirarse tanto en la gente de Chatsworth y buscará su propio camino en las tramas.

Donde sí lo ha encontrado desde un principio es en el aspecto visual. Cuando Showtime echó el primer capítulo allá por febrero, una de las críticas más constantes fue que la suciedad omnipresente de la versión inglesa había desaparecido por completo. Pues bien, pienso que Shameless US es como el típico coche que no ha visto un túnel de lavado en su vida: va lentamente cogiendo capas de polvo hasta que alguien escribe con los dedos “cerdo” en el maletero. Y esta serie ya está en ese punto, el season finale no está tan limpio como el piloto. Pero claro, también hay que tener en cuenta que las motas de polvo de Chicago no son las mismas que las de Manchester. Si en Inglaterra impera una suciedad verbal por encima de la visual, en Estados Unidos la cosa da la vuelta, y esa escena en los últimos momentos de todos los papeles en la calle volando alrededor de Lip lo demuestra. Los de Showtime no se cortan en apelar a imágenes más… digamos asquerosas para reforzar la idea de clase baja.

Quizá leyendo esta entrada pueda inferirse la idea de que la serie no es tan buena como debería o que languidece en comparación a la versión inglesa. Todo lo contrario. Viendo que los responsables han buscado una adaptación fidedigna al original, creo que no se podría haber hecho mejor, y Shameless US es de calle uno de los mejores estrenos del año.

Sinvergüenzas todos

13 Ene

Como decía en la última entrada, la ironía de Showtime emitiendo justo después de Episodes el piloto del remake americano de Shameless no se le escapó a nadie. Pero aún es más grande teniendo en cuenta que en el mismo día Channel 4 empezaba con la octava temporada de la versión original, lo que permite la comparación directa entre ambas, aunque realmente no sea muy acertado hacerla teniendo en cuenta que una ha tenido tiempo para ajustar lo que no funcionaba al principio, quitar y meter personajes y todo eso y la otra no.

El piloto de la versión estadounidense es casi un calco palabra por palabra del piloto de la serie original, que me había parecido uno de los mejores que había visto en su momento. Esto, aunque a priori parezca bueno, no lo es tanto. Los remakes suelen despegar cuando se olvidan de que son remakes y empiezan a coger vida propia. Le pasó a The Office, por ejemplo. Aún no sabemos qué camino va a tomar Shameless US, si mantenerse fiel al original o separarse completamente con sus propias tramas. Sin embargo, tengo la impresión de que va a ser lo segundo, teniendo en cuenta de que ya cambiaron un par de cosas respecto al núcleo de la serie, que es la familia Gallagher. Si meten a un Liam negro e Ian y no Debbie es el amante del mundo castrense, ¿qué no cambiarán más adelante?

Sin embargo, si al final sí toman esa ruta, nos privan de algo que a mí me interesaba bastante ver: qué podía haber sido Shameless si la trama original se hubiera mantenido en vez de haber cambiado de actores cuarenta millones de veces. Es un buen juego mental teorizar qué hubiera sido de Fiona y Steve si hubieran decidido quedarse con sus allegados en vez de marcharse por el mundo adelante, o ver a Debbie como sustituta de ésta en vez de marcharse a Afganistán. Parece que nunca lo sabremos.

Lo que sí sabemos es que Showtime ha hecho un buen trabajo en adaptar al mercado estadounidense esta serie. El piloto conserva el ritmo, la gracia y el encanto del original, a pesar de centrarse muchísimo en Fiona y Steve y Frank, dejando un poco de lado al resto de personajes. Emmy Rossum, que a pesar de haber hecho de Bulma en esa puta mierda llamada Dragonball: Evolution no me caía muy allá, hace un estupendo trabajo (el “What have you done?” que suelta después de toda la historia con el padre de Karen es grandísimo), y el resto de los hermanos Gallagher están muy bien también. De hecho, en general el nivel de interpretación es bastante elevado, están todos muy naturales y convincentes, lo que si ya es importante, en Shameless es fundamental para mantener el ritmo tan elevado que tiene.

En definitiva, me parece una adaptación más que digna, y probablemente una de las mejores series nuevas de la temporada 2010-2011, lo que tampoco es tan difícil de hacer, por otro lado. Ahora, hay que dejarle tiempo para que se desarrolle y se pille el punto a sí misma, para ver si va a ser capaz de hacerle sombra a la de Channel 4, sobre todo en sus grandiosas dos primeras temporadas.

Pero de esas dos primeras temporadas de la Shameless original hace un huevo de tiempo, y ya va por su octava temporada, que como digo se inauguró el mismo día, y este año va a ser más larga que nunca. 22 capítulos, algo rarísimo para una serie inglesa y que pone la duración de esta tanda de episodios a nivel de los de una network estadounidense. Además, y lo que es más raro, Channel 4 esta emitiendo los cinco primeros esta semana, a ración de uno por noche.

Parece que en estas entregas van a volver a poner el foco en los Gallagher, después de perder un poco el norte a partir de su tercer o cuarto año centrándose mucho más en los Maguire y relegando poco a poco a los que se supone que eran los protagonistas a un segundo o tercer plano. Curiosamente, coincidió con el decline de la serie, y a pesar de que la familia de mafiosos irlandeses era interesante y curiosa no era lo que se esperaba al ver la serie. Incluso se volvió demasiado oscura en ciertos momentos, como con toda la historia de Paddy y la heroína creo que fue en la sexta temporada, o con la muerte de Mandy en la explosión aquella al final de la quinta.

Pero bueno, menos divagar y al trapo. Este inicio de temporada tuvo una estructura bastante rara, casi como si fueran dos capítulos seguidos pegados. La primera parte fue sobre las dudas de Frank sobre si casarse o no con Libby y la re-reaparición de Mónica y su cruel broma poniendo las primeras piedras de lo que serán sus tramas para el año, mientras que la segunda se centró más en presentarnos a los nuevos personajes que pulularán a partir de ahora por Chatsworth y sobre las tramas que verán los secundarios además de la despedida de soltero de Frank. Sí, parece lo normal en un primer capítulo, pero no de una manera tan descarada, tan separada. Y aún así, esas tramas no han quedado del todo claras, es casi como si el episodio fuera una declaración de intenciones sobre lo que está por venir mas que una acción directa sobre ello. Supongo que será la primera consecuencia clara de tener que hacer una temporada tan estirada.

Otra cosa, no sé si me gustan los nuevos personajes. Sita sí parece interesante con esa mezcla de musulmana integrista y depredadora sexual, pero la familia nueva que se mudó al barrio, los Powell, son un coñazo. Sí, entiendo por donde van con ellos, típicos peces fuera de su agua que realmente son de una clase social más alta de la fauna que se puede encontrar en el Estate, pero tal y como están perfilándolos son directamente repelentes, sobre todo él. Bueno, ya se vé que no es que no lo sepa, es que no me gustan.

Pero aún a pesar de todos estos defectos, el episodio en ningún momento me aburrió, más que nada porque el guión sigue conservando todos esos elementos que hicieron de Shameless una de mis series preferidas, a pesar de que sus días de gloria ya hayan pasado y ahora se parezca más a EastEnders que a otra cosa. Así que bien está lo que bien acaba.

¿Qué voy a ver en la midseason 2011?

9 Ene

Hoy domingo empieza la midseason de verdad, así que va siendo hora de darle un repaso a los nuevos estrenos que tengo pensado ver a no ser que haya un cataclismo de proporciones apocalípticas, de echarle un ojo a otras a ver qué tal están, y de repasar qué series de las que ya seguía antes comienzan temporada nueva; todo durante enero y febrero. Por supuesto, este calendario está sujeto a posibles añadidos una vez que la gente vaya hablando de otras series que en principio no tenía pensado ver.

Nuevos estrenos

Episodes (9 de enero, Showtime)

Shameless US (9 de enero, Showtime)

Lights Out (11 de enero, FX)

Spartacus: Gods of the Arena (21 de enero, Starz)

Mr. Sunshine (9 de febrero, ABC)

Le echaremos un ojo

Bob’s Burgers (9 de enero, Fox)

Skins USA (17 de enero, MTV)

Portlandia (21 de enero, IFC)

Nuevas temporadas

V (2ª, 4 de enero, ABC ): Tenéis por aquí mis opiniones sobre el primer episodio de este año.

Hustle (7ª, 7 de enero, BBC)

Californication (4ª, 9 de enero, Showtime)

Shameless (8ª, 10 de enero, Channel 4)

The Ricky Gervais Show (2ª, 14 de enero, HBO)

Parks and Recreation (3ª, 20 de enero, NBC)

Royal Pains (2.5ª, 20 de enero, USA)

Archer (2ª, 27 de enero, FX)

Skins (5ª, 27 de enero, Channel 4)

Secret Diary of a Call Girl (4ª, 27 de enero, ITV)

Justified (2ª, 9 de febrero, FX)

 

A %d blogueros les gusta esto: