El descenso a los infiernos de Vincent Chase

13 Sep

Primer season finale de los importantes, Entourage. Ya sólo nos quedan seis capítulos en verano del año que viene y creo que anda por ahí una peli en proyecto para cerrar la historia de Vincent Chase y sus colegas, lo que realmente no es nada.

Si os digo la verdad, pensaba que aún quedaban dos episodios más para acabar la temporada. Me enteré porque estaba escribiendo otra entrada, que supongo que saldrá algún día de esta semana, sobre los paralelismos entre el baby bro de Drama y Don Draper. Y viendo el capítulo, ya me extrañaba que no fuera el final de temporada.

Si bien Entourage siempre se ha caracterizado por las fiestas que se pegan los personajes casi día si y día también, esta temporada la serie de Doug Ellin no se ha privado de seguir en esa línea, aunque esta vez vista desde un punto más oscuro, contándonos como Vince caía en las drogas.

Esta claro que una de las razones para ello han sido las malas compañías. Ni Scott Lavin (interpretado por Scott “Pecho Palomo” Caan) ni Sasha Grey han aportado algo de manera positiva al estilo de vida del Sr. Chase, más bien todo lo contrario. Desde el capítulo en el que se va de paracaidismo con el primero, sabíamos que algo chungo le iba a pasar.

Y pasó. Vimos la espiral de autodestrucción de Vince, cuyo primer síntoma grave fue el quedar casi inconsciente al borde de la piscina, y en el que descuidar su trabajo, eludir responsabilidades, ser agresivo sin provocación previa y todo eso no dejan de ser síntomas de una adicción que está llevando a sus colegas por la calle de la amargura. Esa espiral tuvo como colofón este finale con la pelea con Eminem y sus guardaespaldas (grandiosa la línea “What are you, too mainstream now to fight your own fights, Marshall?”) y la detención por posesión. Que por cierto, que haya sido precisamente Eminem el que le haya dado la hostia que le va a hacer espabilar es bastante simbólico, viendo los problemas pasados del rapero con las drogas.

La clave para lo que va a ser la nueva temporada en cuanto a este tema creo que la da la canción de los créditos del último episodio, Going Through Changes, del propio Eminem:

Este corte describe los sentimientos de Eminem cuando estaba en la misma situación en la que está ahora Vincent Chase, y vemos que en un verso dice algo así como “I need help”. Pienso que eso es lo que veremos en la octava y última temporada, la recuperación en rehab y como Vinny hace cambios en su vida. Me extrañaría mucho que la serie acabara con él como la versión masculina de Lindsay Lohan.

Cambiando de tercio, tenemos al séquito del actor. El tema principal de esta temporada en cuanto a ellos ha sido el orgullo, sus consecuencias y lo perjudicial que puede llegar a ser. Es muy sutil, pero está ahí, creedme. Y es raro, pero este año hemos visto en Entourage auténtica evolución de personajes.

Drama por fin ha conseguido un trabajo después de la cagada que tuvo y que le hizo salir del reparto de su anterior serie. Tras muchos problemas económicos y buscando un tipo de papel determinado, el pobre se ha dado cuenta, gracias a la asistente de E, de que si no se come su orgullo tampoco se va a comer un colín, y que hacer animación no está tan mal.

Después tenemos a Turtle, que tras mucho luchar por salir adelante sin la ayuda de Vince, se da cuenta de que el gran empujón a su carrera empresarial no va a llegar nunca si no es con el actor a su lado. ¿Y qué hace? Pues tragarse el orgullo y recurrir a él para sacar adelante el Tequila Avión, aunque sea poniendo en peligro a la propia empresa después de lo de Mark Cuban.

Luego está E. Esta ha sido la temporada en la que su relación con Sloan ha ido por fin viento en popa a toda vela y en la que su carrera parece que despega. La reunión con Terrance va a ser fundamental en la sigueinte temporada. Y en ella parece que ha tenido que comerse el orgullo para firmar un acuerdo prenupcial, pero sólo a medias, porque a pesar de ser el más comedido, siempre fue el más orgulloso. Se la va a devolver con creces orquestrando un golpe de estado en la agencia con Scott Lavin, que tengo la impresión de que va a dejar a E con mucho poder en Hollywood.

Y el que lo tiene ahora mismo es Ari, no sin pagar un precio personal muy alto. El orgullo y la altanería de la que hizo gala durante seis temporadas han vuelto para esta vez darle un par de  patadas en el culo bien dadas. Ese orgullo le hizo perder la franquicia de la NFL que tanto deseaba en el terreno profesional, y nada menos que a su familia en el personal. Vemos como él también se lo acaba tragando para intentar recuperarla, pero ya es demasiado tarde.

Esta séptima ha sido una gran temporada, y nos ha dejado grandes momentos. A tan poco del fin de la serie, hay muchísimos cabos sueltos y unos cuantos cliffhangers por resolver. Con el poco tiempo que les queda veremos si lo hacen bien, porque si no lo hacen pueden joder una serie maravillosa. El desenlace, el verano que viene.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: